08 de Mayo de 2017 384 Visitas

En la Vega Central partió la semana del riñón 2017

En un ambiente atípico se inició este año la Semana del Riñón, con la participación del subsecretario de Salud Pública Dr. Jaime Burrows, el presidente de la Sociedad Chilena de Nefrología Dr. Ronald Wainstein y el Jefe de Nefrología y Diálisis del Hospital San José e integrante del comité de la semana del riñón Dr. Luis Escobar.

Un nutrido contingente de nutricionistas y enfermeras se instaló desde temprano en  la Vega Central. Ahí,  en medio de canastos con frutas y verduras, el voceo de los veguinos, la expectación de los compradores y gran cantidad público, se dedicaron a tomar la presión arterial, medir la cintura a quienes se atrevieron para indicarles su riesgo de obesidad y, por ende de enfermedad renal, y ofrecieron agua y frutas a los asistentes, junto entregarles información vital para la prevención de la enfermedad renal crónica.

A las 10 en punto ingresó el subsecretario de Salud quien fue recibido por las autoridades de nefrología y pocos minutos después se inauguró el evento.

El doctor José Luis Guerrero presentó a los oradores y éstos explicaron los fundamentos de la celebración de esta semana que es una efeméride mundial, este año enfocada a enfermedad renal y obesidad.

El Doctor Waisntein afirmó que en Nefrología “La Enfermedad Renal Crónica (ERC) es un problema y dentro de ella está la ERC terminal, la que deriva en peritoneo y hemodiálisis, ocasionando que una persona sana termine finalmente enferma. Por lo tanto es muy importante la prevención. Recordemos que los factores de riesgo más importantes, tales como la diabetes, la hipertensión y la obesidad, pueden ser controlables y manejables por cada persona, llevando una alimentación sana, haciendo actividad física y controlando su peso”.

Añadió que “el 30 por ciento del gasto en salud hoy se lo llevan los pacientes en diálisis. Por ello mi deseo es que esta semana no sea solo una semana, sino que se transforme en el año del riñón y así, año a año, se mantenga. Si la salud renal se abordara con una mirada de esta naturaleza, tendríamos muchísimos menos pacientes enfermos y dializados”.

Por su parte, el doctor Escobar partió preguntándose “¿Es la gordura parte de la hermosura? Eso era antes, ya que la realidad nos demuestra que no es así” contestó, para añadir que “el otro paradigma es preguntarse si bajar de peso significa comer mal. No, significa comer mejor”. Luego rindió un homenaje a las nutricionistas cuya labor, dijo, es encomiable a través de todo el país, en el trabajo de prevención de la obesidad. “Debemos sumarnos al trabajo de prevención que realizan y ojalá en años venideros exhibir mejores cifras como país”.

Finalmente el Dr. Burrows relevó la presencia de la Asociación de Dializados, de Trasplantados, la Asociación de Nefrología, la Fundación Mater, las nutricionistas en la organización de esta semana. Afirmó que en Chile contamos con medicina para afrontar el daño una vez producido, “pero hay que tomar conciencia que hay que prevenir ese daño y afrontar la vejez. Hoy la expectativa de vida es de 81 años pero frecuentemente con diabetes, hipertensión, enfermedad renal y pasando en el médico. Hay que prevenir desde la niñez”.

La actividad en la Vega Central terminó con una clase de zumba que, aunque pocos se atrevieron a bailar, muchos se congregaron a mirar y tomar conciencia de que la actividad física es una forma de prevención contra la obesidad y la enfermedad renal.