03 de Abril de 2010 4385 Visitas

Lácteos descremados contra la hipertensión

Un estudio realizado en varios centros españoles muestra que estos productos disminuyen la presión arterial en hipertensos, independientemente del peso del paciente.

El proyecto se inició con el análisis de los hábitos alimentarios -especialmente de consumo de lácteos descremados- de una muestra de 1.845 personas (varones de 55 a 80 años y mujeres de 60 a 80 años) con un alto riesgo cardiovascular, ya fuera porque eran diabéticos, fumadores, hipertensos o por sobrepeso. Se los clasificó en cinco grupos en función de la cantidad diaria de productos lácteos descremados que consumían. Los resultados indican que el consumo de lácteos descremados puede reducir la presión arterial, independientemente del peso, y que debería ser una medida dietética más a recomendar a los pacientes hipertensos, en el marco de la promoción de la dieta mediterránea. Aquellos que consumían más lácteos descremados presentaron una mayor disminución de su presión arterial respecto de aquellos que consumían menos cantidad o consumían productos lácteos no descremados.

Fuente: Jano.es

Buscador

 

Próximos Eventos